El Samsung Galaxy S10 y S10 + fueron presentados el día 20 de febrero en Sant Francisco, nosotros hemos podido tenerlos ya en nuestras manos en el Mobile World Congress, y hoy os traemos todo sobre este nuevo dispositivo de Samsung.

Todos sabíamos que tarde o temprano Samsung iba a recurrir a la moda del “notch”, o a una solución similar si lo que quería era seguir ampliando la superficie que ocupa la pantalla de sus teléfonos con respecto al frontal, y eso es lo que ha hecho con su nuevo dispositivo.

Continúa teniendo pantalla Amoled, pero a ser Super Amoled, nos encontramos con que es Dynamic Amoled, son los primeros dispositivos de Samsung en tenerla, lo que hace que sea una pantalla más precisa en lo que a colores y definición se refiere, y con un consumo mejorado de energía. Aparte de la evolución en sus características técnicas integran un agujero en la pantalla. Un agujero para ubicar la cámara frontal de ambos teléfonos, doble en el caso del S10 + a causa del sensor de profundidad.

Además, Samsung asegura haber reducido la cantidad de luz azul emitida por el panel sin necesidad de activar la opción de “luz nocturna”.

Ambos modelos tienen bastantes similitudes a lo que respecta de diagonales. El S10 tiene 6,1 pulgadas, mientras que el S10 + aumenta a 6,4 pulgadas, ambos modelos con aspecto 19:9.

Cuentan con marcos ultradelgados y con un cristal curvo para acompañar la pantalla hasta el mismo borde, y que debe garantizar una gran resistencia. Ahora la pantalla ocupa el 93% del frontal. Como vemos en cuanto nos referimos a exterior los dos teléfonos entre si son muy parecidos, salvo por la evidente diferencia de tamaño.

 

La principal novedad en este sentido es, sin duda, la inclusión del lector de huellas dactilares bajo el panel. Se trata de un sensor ultrasónico, que promete una velocidad y precisión a la par que la de los sensores convencionales, con la diferencia de que no necesita ocupar espacio del chasis del terminal. Un detalle para tener en cuenta es que el lector se puede utilizar incluso cuando la pantalla se encuentra en reposo.

A nivel estético podemos ver que los acabados son iguales en las ediciones “normales” del Galaxy S10 y S10 +, continúan estando fabricados en vidrio y aluminio además de contar con protección anti agua y polvo. Lo encontramos disponible en distintos colores verde, amarillo, azul, blanco y negro.

Donde sí podemos observar cambios en los acabados es en la edición especial de Samsung Galaxy S10+ a lo que Samsung se refiere como el “Samsung Galaxy S10 Ultimate Performance Edition”, que lo hace diferente de los demás por tener la parte trasera fabricada en cerámica, y disponible en color negro y blanco.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Siguen estando los paneles Edge en los modelos más avanzados de Samsung como puede verse. Tienen la misma cobertura contra arañazos y golpes de Gorilla Glass 6.

En cuando a las pantallas, los modelos superan las 6 pulgadas: 6,1 pulgadas para el S10, y 6,4 pulgadas para el S10+. Ambos modelos tienen la misma resolución, ya que los dos modelos usan QHD+, llevando los píxeles a 3.040 x 1.440, un QHD + de manual.

Observando el interior también nos damos cuenta de que tienen muchas similitudes. La plataforma Exynos 9820 debuta en el interior de los dos modelos, con sus 8 nanómetros y 8 núcleos, organizados en una estructura tri-clúster y de los cuales dos núcleos personalizados por Samsung se encargan de exprimir el chip al máximo para obtener el mayor rendimiento, mientras que otros cuatro están enfocados a mantener una eficiencia máxima. Los dos restantes serán los utilizados para la mayoría de las tareas del día a día.

Junto al chip, encontramos por primera vez en un móvil Samsung una unidad de procesamiento neuronal –NPU– encargada de apoyar al Exynos 9820 en aquellas tareas que requieren de una alta carga computacional –principalmente las relacionadas con Inteligencia Artificial y Machine Learning–.

En cuanto a su GPU, se trata de la Mali-G76 MP12 –la misma que integra el Huawei Mate 20 Pro–, capaz de doblar en cuanto a potencia a la anterior Mali-G72, y especialmente optimizada para la realización de tareas de alto rendimiento gráfico. La compañía, además, ha trabajado junto a Unity para optimizar el rendimiento a la hora de jugar a los títulos más pesados, y se utiliza un sistema de refrigeración líquida basada en cámara de vapor para mantener el móvil fresco.

Ambos teléfonos tienen una buena memoria, des de modelos básicos con memoria de 8 GB de RAM de partida. Los dos casi idénticos, salvo porque el S10+ va un paso aún más allá. Eso significa que tendremos 8GB y 128 GB para ambos teléfonos, 8 GB y 512 GB en cristal para el S10 y en cerámica para el S10+, y una última variante con 12 GB y 1 TB de datos para el S10+, de nuevo solo una cobertura de cerámica.

Por supuesto podremos seguir ampliando memoria con una microSD que no podrá superar los 512 GB. Eso significa que podremos convertir el modelo del Samsung Galaxy S10+ en un teléfono de 1.5TB de memoria interna. Difícilmente superable en estos momentos.

La batería varia para según que teléfono, para el S10 tiene una batería de 3400 mAh, y para el S10+ tiene una batería de 4100 mAh. Ambos teléfonos son de carga rápida tanto por cable, como de forma inalámbrica, (con cargadores compatibles), así como con el nuevo sistema Wireless PowerShare, que permite recargar otros dispositivos al posarlos sobre la parte trasera del teléfono.

Con el Galaxy S9+, la compañía introdujo por primera vez un sistema de cámara dual a la espalda de uno de sus teléfonos de la serie Galaxy S, y ahora se suma a la triple cámara, y es que ambos dispositivos apuestan por módulos de cámara triple en sus configuraciones. Tres cámaras idénticas en los dos modelos y que cumplen un propósito concreto, tanto por las capacidades de cada una de las cámaras como por sus añadidos únicos como la apertura variable del sensor principal, o el estabilizador óptico que incluyen dos de los sensores.

  • Sensor Ultra-Wide: 16 megapíxeles f/2.2 Fixed Focus.
  • Sensor principal: 12 megapíxeles Dual Pixel con apertura variable f/1.5-2.4 con autoenfoque y estabilizador óptico.
  • Sensor “Tele”: 12 megapíxeles f/2.4 con estabilizador óptico y autoenfoque.

El primer sensor que encontramos tiene 16 megapíxeles con una lente gran angular de 123º y que cuenta con un enfoque automático al infinito, lo que se conoce como Fixed Focus. El segundo sensor es un Dual Pixel de 12 megapíxeles, que llega con una lente de apertura doble (f/1.5 – 2.4) y que cuenta con estabilización óptica. El tercer sensor, otro de 12 megapíxeles con estabilización óptica, con lente f/2.4 de 45º y que es el que se encarga de ofrecer zoom óptico.

La única diferencia a nivel fotográfico entre el Galaxy S10 y el Galaxy S10+ la encontramos en la parte frontal. El Galaxy S10 incorpora un único sensor de 10 megapíxeles Dual Pixel con apertura f/1.9, capaz de capturar imágenes con efecto de desenfoque a través de la opción Live Focus, y de grabar vídeo en resolución 4K –el primero de la compañía en poder hacerlo–.

Sin embargo, el Galaxy S10+ acompaña al sensor principal de uno secundario de 8 megapíxeles con autoenfoque y apertura f/2.2, encargado principalmente de obtener información de profundidad al realizar capturas con modo retrato, y así genera un efecto de desenfoque más realista –al menos sobre el papel–. En ambos casos, los sensores estarán también destinados a permitir al usuario desbloquear el teléfono con el rostro, a través de un sistema de desbloqueo facial 2D.

No faltan tampoco las mejoras a nivel de inteligencia artificial aprovechando las capacidades del Exynos 9820 y su NPU, pues vuelve a aparecer el optimizador de escenas inteligente, que ahora suma 10 escenas más a las 20 que ya incluía la cámara del Galaxy S9.

En cuanto a sus capacidades a la hora de grabar vídeo, destaca la posibilidad de capturar clips en Super Slow Motion a 960 frames por segundo durante el doble de tiempo que en el Galaxy S9 –de 0,4 a 0.8 segundos–, además de poder elegir posteriormente qué parte del vídeo se desea ralentizar.

En el software que acompaña a estas cámaras traseras encontramos, por ejemplo, una herramienta llamada Shot Suggestions que nos ayuda a encuadrar mejor nuestras fotografías, y que incluso nos avisará con un nivel en pantalla por si nos estamos torciendo demasiado. También contamos con el Super Steady Video, estabilización mejorada empleando tanto el OIS de los dos sensores como EIS por la parte de software. Por supuesto, habrá ayuda de una IA que nos permitirá, entre otras cosas, elegir distintas escenas fotográficas para mejorar los resultados.

Y finalmente llegamos a la cámara frontal, de nuevo idéntica en ambos modelos. Tanto el Galaxy S10 como el Galaxy S10+ apostarán por un sensor principal de 10 megapíxeles, un sensor Dual Pixel con lente f/1.9. La diferencia radicará en que el Galaxy S10+ aporta un segundo sensor, uno de 8 megapíxeles con lente f/2.2 y que se encarga de medir la profundidad. Así, tendremos desenfoque por software en el primer teléfono y asistido por hardware en el segundo. Sin duda, una apuesta fotográfica más que interesante la de los S10 y S10+.

La actualización a Android 9 Pie para los móviles Samsung trajo consigo un software totalmente renovado que debutaba en los Galaxy S9 bajo el nombre One UI. Hoy, los Samsung Galaxy S10 y S10+ se convierten en los primeros teléfonos en ser presentados con esta versión desde su inicio, y por supuesto con todos los cambios y las novedades propias de este software.

En cuanto a los cambios propios que llegan junto al Galaxy S10, Samsung destaca mejoras en la velocidad de la interfaz de usuario, que entre otras cosas suponen una mayor velocidad de apertura de aplicaciones comparada con respecto a versiones anteriores. También se ha mejorado el consumo de energía de diversas formas, una de ellas aprovechando las capacidades del panel OLED a través del nuevo tema oscuro que afecta a la interfaz al completo.

Los dos teléfonos están optimizados para Unity, uno de los motores gráficos más populares de la actualidad, y cuentan con sonido Dolby Atmos, además de altavoces estéreo.

WiFi 6, LTE, Bluetooth 5.0 y casi todo lo que se nos pueda ocurrir. Incluyendo el chip NFC para poder realizar pagos de forma inalámbrica. Buena configuración la que ha montado Samsung en estos dos teléfonos de su serie S10. Veremos qué ocurre con ellos cuando lleguen al mercado, pero desde este momento ya se sitúan en la carrera por convertirse en los mejores teléfonos de la temporada. ¿Lo lograrán? Veremos qué ocurre cuando todos los competidores hayan presentado todos sus terminales.

Versiones y precios de los Samsung Galaxy S10 y S10 +

Como comentábamos anteriormente, cada uno de los modelos cuenta con al menos dos versiones de almacenamiento y memoria RAM, además de con distintos colores. Y a continuación, los precios anunciados para ambos modelos:

    • Samsung Galaxy S10 con 8GB y 128GB: 909 euros
    • Samsung Galaxy S10+ con 8GB y 128GB: 1.009 euros
    • Samsung Galaxy S10+ cerámico con 8GB y 512GB: 1.259 euros
    • Samsung Galaxy S10+ cerámico con 12GB y 1TB: 1.609 euros

Puedes solicitar tu reparación con AlertaPhone aquí

Igualmente, te recordamos que desde AlertaPhone, centro de reparaciones de smartphones, tablets y ordenadores, estamos siempre a la última en tecnología. Por esto, podemos mantener a nuestros usuarios actualizados a lo que a tecnología se refiere.

Nos fascina la tecnología. Por ello, somos expertos en la reparación de la mayoría de los dispositivos tecnológicos. Con AlertaPhone puedes reparar tu móvil, Zenfone, Huawei P10Samsung Galaxy, IPhoneSonyNokiaXiaomiOne Plus y más. Además de tablets y ordenadores de todas las marcas.

¿Tienes un dispositivo roto y no sabes qué hacer con él? ¡Dale una segunda vida! Solicita ya nuestros servicios de reparación de móvilestablets y ordenadores Repara ya tu móvil, Tablet u ordenador con AlertaPhone. El centro de reparación de dispositivos con laboratorio certificado y que te ofrece 1 año de garantía sobre la reparación realizada. ¿Servicio de calidad con la mejor comodidad? ¡AlertaPhone!

Ahora no solo podrás traernos tu dispositivo móvil a reparar en nuestra tienda en Barcelona (calle Sardenya, 175). Si no, que también estamos en Girona como centro de reparación oficial de Huawei en carrer Migdia, 25. Sin embargo, si nuestras tiendas te quedan lejos recuerda que te ofrecemos el servicio de recogida a domicilio en 48h. Ahí donde estés: en Madrid, Barcelona, Girona, Santander, Bilbao, Valencia, Sevilla, Córdoba, Granada, Alicante, Cádiz, Málaga, Toledo, Murcia, Palencia, Coruña, Pontevedra, Lleida, Girona, Tarragona, Zaragoza, Burgos, León… ¡No lo dudes más! Escríbenos a atencioncliente@alertaphone.com o llámanos al +34 936 676 681 o +34 910 609 886 y ¡acaba ya con la rotura de tu dispositivo!